Arándanos deshidratados
Arándanos deshidratados
Arándanos deshidratados
Arándanos deshidratados

Arándanos deshidratados

Arándano rojo deshidratado

Presentación
Puntuaciones y opiniones de nuestros clientes
( 0.0 / 5) - 0 Opinión (es)
 

CARACTERÍSTICAS Y PROPIEDADES

Los arándanos son frutos clasificados como bayas, que crecen exclusivamente en regiones templadas del mundo, es decir, que no son una fruta tropical. Es una de las frutas consideradas como más beneficiosas y medicinales para el consumo humano.

BENEFICIOS

-Estas bayas son principalmente reconocidas por sus efectos antioxidantes, gracias a su alta cantidad de antocianos y carotenos. Los antioxidantes previenen el envejecimiento celular y con ello el desgaste de nuestra salud e imagen.

-Sus propiedades permiten a su vez que se mantenga una mejor salud ocular, e incluso sirva como un reparador inmediato de la calidad de la visión en momentos de exigencia por demasiada oscuridad o esfuerzo de dicho sentido. Por ejemplo, al manejar vehículos por varias horas durante la noche. Las personas que afrontan estas circunstancias pueden llevar consigo estos frutos deshidratados y podrán estar tranquilos de que no se les van a dañar por un buen tiempo.

-Continuando con la vista, el arándano es una excelente opción para prevenir o tratar las cataratas, si bien hay que recordar que si deseamos que un alimento más que preventivo sea medicinal, no sólo debemos incorporarlo, sino dejar también comidas dañinas.

-Otro de sus destacados efectos, especialmente de arándanos rojos, es su capacidad de atacar infecciones bacterianas, especialmente aquellas donde se encuentran involucradas bacterias de carga negativa de nuestro microbioma intestinal, como la E. coli y Helicobacter pylori. Esto además puede reducir el índice de inflamación crónica inmunológica, devolviéndote salud y energía.

Aporte nutricional de los arándanos deshidratados

Aparte de sus elementos antioxidantes, los arándanos deshidratados logran a conservar otra gran variedad de nutrientes de esa fruta, siendo los principales enlistados a continuación:

  • Vitamina C
  • Hierro
  • Potasio
  • Magnesio
  • Vitaminas del complejo B
  • Vitamina D
  • Vitamina E
  • Fósforo

Este fruto tiene bajos niveles de potasio, siendo de gran beneficio para personas con ciertos problemas renales, de hipertensión o colesterol alto.

Arándanos deshidratados: prácticos y duraderos

El deshidratar frutos tiene ventajas no solamente en lo nutritivo sino en la practicidad y durabilidad que pueda tener dicho fruto. Los arándanos deshidratados naturales suelen ser la opción más perfecta y saludable si quieres irte de excursión, por viajes largos, o para tenerlas disponibles durante varios días conservando además, bastante sabor y todos sus nutrientes (o al menos la gran mayoría).

Hay que ser cuidadosos con la cantidad de fruto que comemos. Debido al efecto de deshidratado, se reducen de tamaño y pueden en un principio dar a parecer que no llenan, pero esto no es una golosina. Comerse 50 gr. de una fruta deshidratada como esta puede llegar a equivaler a casi medio kilo de la misma estando hidratada (normal). Esto sería una cantidad de azúcar elevadísima y una concentración de nutrientes que no nos caerá tan bien.

Los frutos deshidratados pueden tener una textura demasiado chiclosa al punto de ser molesta, por lo que es ideal comerlos dejándolos varios segundos en la boca (20 a 30), para que se hidraten antes de empezar a masticar.

Aporte nutricional de los arándanos deshidratados

Aparte de sus elementos antioxidantes, los arándanos deshidratados logran a conservar otra gran variedad de nutrientes de esa fruta, siendo los principales enlistados a continuación:

  • Vitamina C
  • Hierro
  • Potasio
  • Magnesio
  • Vitaminas del complejo B
  • Vitamina D
  • Vitamina E
  • Fósforo

Este fruto tiene bajos niveles de potasio, siendo de gran beneficio para personas con ciertos problemas renales, de hipertensión o colesterol alto.

Arándanos deshidratados: prácticos y duraderos

El deshidratar frutos tiene ventajas no solamente en lo nutritivo sino en la practicidad y durabilidad que pueda tener dicho fruto. Los arándanos deshidratados naturales suelen ser la opción más perfecta y saludable si quieres irte de excursión, por viajes largos, o para tenerlas disponibles durante varios días conservando además, bastante sabor y todos sus nutrientes (o al menos la gran mayoría).

Hay que ser cuidadosos con la cantidad de fruto que comemos. Debido al efecto de deshidratado, se reducen de tamaño y pueden en un principio dar a parecer que no llenan, pero esto no es una golosina. Comerse 50 gr. de una fruta deshidratada como esta puede llegar a equivaler a casi medio kilo de la misma estando hidratada (normal). Esto sería una cantidad de azúcar elevadísima y una concentración de nutrientes que no nos caerá tan bien.

Los frutos deshidratados pueden tener una textura demasiado chiclosa al punto de ser molesta, por lo que es ideal comerlos dejándolos varios segundos en la boca (20 a 30), para que se hidraten antes de empezar a masticar.

Aporte nutricional de los arándanos deshidratados

Aparte de sus elementos antioxidantes, los arándanos deshidratados logran a conservar otra gran variedad de nutrientes de esa fruta, siendo los principales enlistados a continuación:

  • Vitamina C
  • Hierro
  • Potasio
  • Magnesio
  • Vitaminas del complejo B
  • Vitamina D
  • Vitamina E
  • Fósforo

Este fruto tiene bajos niveles de potasio, siendo de gran beneficio para personas con ciertos problemas renales, de hipertensión o colesterol alto.

Arándanos deshidratados: prácticos y duraderos

El deshidratar frutos tiene ventajas no solamente en lo nutritivo sino en la practicidad y durabilidad que pueda tener dicho fruto. Los arándanos deshidratados naturales suelen ser la opción más perfecta y saludable si quieres irte de excursión, por viajes largos, o para tenerlas disponibles durante varios días conservando además, bastante sabor y todos sus nutrientes (o al menos la gran mayoría).

Hay que ser cuidadosos con la cantidad de fruto que comemos. Debido al efecto de deshidratado, se reducen de tamaño y pueden en un principio dar a parecer que no llenan, pero esto no es una golosina. Comerse 50 gr. de una fruta deshidratada como esta puede llegar a equivaler a casi medio kilo de la misma estando hidratada (normal). Esto sería una cantidad de azúcar elevadísima y una concentración de nutrientes que no nos caerá tan bien.

Los frutos deshidratados pueden tener una textura demasiado chiclosa al punto de ser molesta, por lo que es ideal comerlos dejándolos varios segundos en la boca (20 a 30), para que se hidraten antes de empezar a masticar.

Fuente: “www.onsalus.com”

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias mediante el análisis de tus hábitos de navegación. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso.